El equipo de  Toque

Nosotras

Rocío y Blanca Pajuelo son el alma de Toque.
Una pequeña tienda con mucha personalidad donde encontrarás el look perfecto y completo para cada ocasión.

Dos hermanas que , desde 2014, convirtieron su pasión por la moda en devoción. Desde entonces hasta ahora, pasito a paso , pero con firmeza, el sueño hecho realidad de Toque puede resumirse en trabajo, compromiso y responsabilidad, aderezado con grandes dosis de ilusión y corazón infinitos , volcados en cada detalle que marcan la diferencia.

De la pasión a la devoción

Toque

Aquel verano de 2014 arrancaba con Toque una idea sencilla, pero a la vez profunda: conjugar estilo con personalidad.
Y ellas, convencidas de que lo que llevamos puesto debe hablar de nosotras mismas y de nuestra manera de estar en el mundo, se empeñan a diario en buscar el equilibrio perfecto entre comodidad y elegancia, naturalidad y carácter.
Quién las conoce sabe que solo existe una cosa más importante que las prendas y complementos que eligen para tí de manera cuidadosa y apasionada, y es la satisfacción que sienten al
comprobar que han contribuido a hacerte sentir tal y como eres por dentro y que ese destello individual se verá reflejado de manera espectacular por fuera.

Por todo esto es por lo que hablamos de devoción; devoción por las cosas bien hechas,por el trato respetuoso y cercano, por el cuidado constante de ofrecer aquello que buscas con máxima calidad y al mejor precio. Y sobre todo, con el convencimiento de que todo su trabajo va encaminado a conformar una pequeña gran familia que crezca a diario con ese «toque» particular de naturalidad, distinción y elegancia.
Seis años de camino y experiencias que nos hacen valorar la honradez en el trato comercial, la sencillez y la humildad de dos mujeres que apuestan a futuro por seguir manteniendo los pies en el suelo y el alma en el cielo con cada sonrisa y satisfacción de sus clientes.

Esto es Toque. A vuestra disposición, siempre.